Charles Maurras y la ultra derecha francesa

Comparte historia...Tweet about this on TwitterShare on Facebook

La ciudad de Madrid le dedica una calle al personaje sobre el que se articuló la ultra derecha francesa, Charles Maurras. 

La derrota de Francia contra Prusia en la guerra de 1870-1871, el desastre de Sedán y la proclamación de la III República provocó la aparición de un nacionalismo de la revancha, fundamentado en la idea de la nación ultrajada. El poeta y político Paul Dérouléde (1896-1914) creó una “Liga de patriotas”. Una asociación que en relativo poco tiempo llegó a estar formado por 182 000 personas. Esta asociación comenzó defendiendo una educación patriótica, pero no tardó en criticar la pasividad de la III República en el conflicto de Alsacia y Lorena (Anexionadas por Alemania en 1871). Al mismo tiempo, en 1888 Edouard Drumont publicaba un folleto de corte antisemita conocido como “La Francia judía”. Este folleto culpaba a los judíos de la situación que atravesaba Francia. Otro factor que se sumaba a la situación fue el boulangismo; movimiento populista que se generó entorno a la figura del general Boulanger (1837-1893) y reivindicaba una política de revancha con Alemania.

El factor que terminó por consolidar el nacionalismo extremo y la nueva gran ideología de la derecha antirrepublicana fue el “affaire Dreyfus” (procesamiento del capitán judío Alfred Dreyfus, acusado y condenado por espionaje a favor de Alemania; posteriormente se demostró que todas las pruebas que lo acusaban fueron falsas).

Sería Charles Maurras (1868-1952), periodista y escritor de Martigues, quien haría del nacionalismo una doctrina autoritaria, antiparlamentaria y antidemocrática. Se incorporó en 1899  a un movimiento de intelectuales nacionalistas conocido como Acción Francesa. En 1900 publicaría su libro “Encuesta sobre la monarquía”, una exposición de lo que él definiría como “nacionalismo integral”. Este nuevo nacionalismo suponía una revisión de todos los argumentos previos del nacionalismo francés, y proponía una alternativa de gobierno a la Francia republicana y democrática. En su teoría política, Maurras negaba toda relación con la Revolución Francesa. Apelaba e identificaba el nacionalismo francés con el catolicismo y la monarquía previa. Frente a los valores otorgados por Sieyés y la generación revolucionaria en la “Declaración de derechos del hombre y del ciudadano”, Maurras hablaba de los “valores eternos” de Francia, identificados como la familia, la religión católica y la monarquía. Abogaba, por lo tanto, por restablecer la monarquía tradicional, como forma de un estado fuerte que pusiese fin a los elementos que dividían la nación. Estos elementos son: El parlamento y los partidos políticos en primer lugar, y en segundo lugar, los judíos, protestantes, masones y extranjeros. Finalmente debería recuperar Alsacia y Lorena frente a los alemanes.

Una serie de intelectuales se unirían a Acción Francesa, que harían de lo que en un principio fue una derrota de la derecha a manos del “Caso Dreyfus”(Se asociaron numerosas personalidades ligadas a la figura de Maurice Barrés, sustituto de Dérouléde al frente de la “liga de patriotas”, a la fabricación de pruebas para acusar a Dreyfus) una victoria moral del nacionalismo. Acción Francesa tendría influencia hasta la década de 1930.

Acción Francesa se convertiría en un diario en 1908, año en el que se crearon las Camelots du Roi”, grupos de activistas de Acción Francesa caracterizados por su agresividad dirigida contra el régimen republicano y los socialistas. Se iría generando un clima de opinión favorable a la guerra de revancha contra Alemania.

Bibliografía:

- Fusi. J.P. “La patria lejana. El nacionalismo en el siglo XX”.

 

Submit a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>