La idea de libertad en la Edad Media

Comparte historia...Tweet about this on TwitterShare on Facebook

El sistema estamental característico de la Edad Media era un sistema trifuncional. Una sociedad formada por “oratores”, “bellatores” y “laboratores”, es decir, eclesiásticos, guerreros y siervos. Estos tres estamentos deberíamos dividirlos a su vez en dos grupos. Por un lado, los estamentos privilegiados, y por otro, el tercer estado. Pero, ¿En qué se fundamenta esta diferencia? La diferencia se basa en el concepto de libertad propio de la Edad Media. A diferencia del actual, no es un concepto jurídico. Ser libre no consiste en un derecho, pues antiguamente todos eran “libres”, jurídicamente hablando. Cuando hablamos de libertad en la Edad Media hablamos de un concepto socioideológico. La diferencia es el trabajo, entendido como medio de ganarse la vida con sus manos.

Las funciones de los “oratores” y los “”bellatores” son funciones nobles, dignifican, ennoblecen al ser humano. Por un lado, los eclesiásticos están cerca de Dios, y ayudan a las personas a encontrar la “salvación”. Los guerreros, la nobleza, dan la vida por defender a los demás, es una acción que los acerca a la excelencia moral. Los siervos no gozan de la libertad social que otorga la dignidad. Si nos remitimos a la Biblia, fuimos condenados a ganarnos el pan con el sudor de nuestra frente, esto asocia el trabajo al pecado. El trabajo no dignifica, es un castigo impuesto por Dios. Actualmente, el asociar la nobleza a la bondad es fruto de esta concepción.

Así pues, es innegable que una sociedad necesita de un colectivo que se dedique al trabajo para la producción. Las labores de la nobleza y el clero no son productivas, simplemente dignifican al ser humano. Este concepto organizará los diferentes sistemas de vasallaje. Por un lado tendríamos el vasallaje nobiliario, cuyo principal objetivo es el clientelismo militar; Por otro lado el vasallaje servil, cuya finalidad será la protección a cambio de lealtad. El primero afecta al sector libre de la población, en cambio, el segundo se realiza entre un hombre libre y un siervo.

La llegada de las doctrinas ilustradas a manos de Locke, Rousseau, Montesquieu… romperían con este concepto materializándolo en la Revolución Francesa. El autor que rompería con este concepto de libertad más concretamente será John Locke, acuñando la idea de los derechos naturales del ser humano. Esta idea afirmaba que todo individuo posee unos derechos innatos, y estos derechos son comunes para todos.

 

Submit a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>